Tenemos ganas de un Niño que nos reúna en torno a la mesa

Tenemos ganas de un Niño que nos reúna en torno a la mesa y celebrar con alegría su nacimiento. Que Dios sigue pasando a nuestro lado es una realidad, que hace felices a los que saben atender, acoger y entender los signos de su presencia. Pasa el Señor y, lo hace, sin excesivo ruido. Pasa el Señor, ciertamente, ¿Por qué muchos “pasan” de Él? El Adviento nos sensibiliza ante la llegada inminente de la Navidad.…

"Tenemos ganas de un Niño que nos reúna en torno a la mesa"