Pequeños detalles

Pequeños detalles, en nuestro caminar diario, nos sorprenden y enseñan a la vez.

Hace algún tiempo tuve que viajar a la capital.

Al regreso, en la estación de autobuses, después de localizar la dársena de mi autobús, aun disponía de media hora antes de la salida.

Me dirigí a una de las cafeterías de la estación para tomar algo caliente y amortiguar el malestar de mi estómago.

Le pedí un té a la señorita que me atendió y cuando llegó el momento de abonar el importe, (1,30 €) me di cuenta que solo disponía de un billete de cien.

Aquella jovencita tan mona me miró con gesto serio, retiró rápidamente la bandeja con mi té hacia si, y me dijo que lo sentía mucho pero que no tenía cambio.

Me quedé tan atontado que no supe que hacer ni decir.

En el mismo instante, la señora que estaba a mi lado, pidiendo a otra dependienta su servicio, intervino con decisión:

─Yo lo pago.

Me quedé sorprendido y solo pude balbucear

─gracias, ─que ella respondió con una sonrisa.

Antes de retirarme la señora me dijo:

─quizá en la librería pueda encontrar cambio.

Me fui con el té hacia una mesa y procuré tomarlo enseguida para ver si conseguía cambiar, pero no pudo ser y no volví a ver a la señora. Ya en mi asiento del autobús reflexionaba sobre lo sucedido.

Una joven dependienta reaccionando con brusquedad ante un hecho en el que, más fríamente, yo podría reclamar mis derechos, pues supongo que sería su responsabilidad resolver como darme la vuelta y no negarse a atenderme, tratándome como a alguien que está cometiendo un delito.

Por otro parte, una señora, actúa con generosidad en algo que ciertamente ni le afecta.

Esta es una bonita lección.

Hay que estar atento a lo que sucede en nuestro entorno para ser capaces de responder positivamente ante cualquier situación.

No volveré a ver a esa señora, probablemente, pero quizá en algún momento yo pueda hacer algo parecido por un semejante en uno de los pequeños apuros a los que nos somete la vida.

Si cada uno de nosotros encadenamos la vida con pequeños detalles, la convivencia entre las personas sufrirá una buena mejoría.

Esos pequeños detalles hacen la vida tan agradable.

 

Pequeños detallesJesús Muñiz González.

One thought on “Pequeños detalles

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.