Reflexiones desde el corazón

Reflexiones desde el corazón solo son posibles cuando se tiene cabeza y corazón.

De vez en cuando es bueno permanecer en reposo en una habitación y dejar hablar a nuestro interior. Desde el corazón. Os presento una serie de REFLEXIONES que he ido acumulando a lo largo de mi vida, contando con la experiencia que te va dando el transcurrir de los años.

  • Sé sincero siempre… pero, sobre todo, contigo mismo.
  • Rodéate de amigos que, además, sean corazones unidos.
  • ¡Cuidado! No hables demasiado. No sea que con el tiempo pierdas la voz.
  • En las decisiones que no sea “el otro”, sé tú mismo.
  • Si sabes perdonar, con facilidad sabrás amar.
  • Conviene saber lo que uno piensa, más que pensar lo que uno sabe.
  • Si las personas dejasen de pensar… dejarían de ser personas.
  • La caridad no es regalar, es “dar” al que no tiene.
  • En tu vida hay momentos de soledad… ¡aprovéchalos!
  • Saber callar es, en ocasiones, signo de inteligencia.
  • Sí, sé bueno, pero jamás y por nada seas “tonto”.
  • Decir ¡adelante! es de valientes. Decir ¡no puedo! es de cobardes.
  • Nunca des demasiado. Da siempre lo justo.
  • La unidad no consiste en estar siempre juntos, si no “unidos”.
  • Escucha siempre con el corazón, te comprende mejor.
  • Si hablas mal de otro estás también hablando mal de ti.
  • Los vicios son el fruto de una cobardía.

José Antonio Labandeira Prieto

Reflexiones desde el corazón

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable AAAA.D.BOSCO Mª AUXILIADORA.
  • Finalidad  Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Su consentimiento.
  • Destinatarios  AAAA.D.BOSCO Mª AUXILIADORA.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.